RevistaWeb

‘A pesar de las críticas que recibimos de aquellos que no quieren que Cataluña tenga política exterior -ni de ningún otro tipo- y de los que ven con inquietud que el actual gobierno [autonómico] hace lo que ellos no consiguieron en dos décadas, desde la Generalidad continuaremos trabajando para tener voz propia, serena y responsable en el tablero de la política internacional’

[&hellip

Redacción
Viernes, 28 de noviembre de 2008 | 18:44

Josep-Lluís Carod-Rovira, vicepresidente de la Generalidad de Cataluña, el 28 de noviembre de 2008 en su blog:

‘[…] Todo el mundo hace política internacional, sea un municipio, una ONG o un fabricante de calzado. No hacerlo, es perder el tren de la historia y desaparecer del mapa. Así, es lógico que la haga también Cataluña, porque la política internacional no es solo un patrimonio de los estados. Y por este motivo continuaremos firmando convenios de colaboración con tantos países y estados como convenga a nuestros intereses económicos, culturales y políticos.

[…] A pesar de las críticas que recibimos de aquellos que no quieren que Cataluña tenga política exterior -ni de ningún otro tipo- y de los que ven con inquietud que el actual gobierno [autonómico] hace lo que ellos no consiguieron en dos décadas, desde la Generalidad continuaremos trabajando para tener voz propia, serena y responsable en el tablero de la política internacional’.

5 Comments en “‘A pesar de las críticas que recibimos de aquellos que no quieren que Cataluña tenga política exterior -ni de ningún otro tipo- y de los que ven con inquietud que el actual gobierno [autonómico] hace lo que ellos no consiguieron en dos décadas, desde la Generalidad continuaremos trabajando para tener voz propia, serena y responsable en el tablero de la política internacional’”

NOTA: Sean respetuosos con sus comentarios. Se borrarán los comentarios cuyo contenido o enlaces puedan ser considerados difamatorios, vejatorios o insultantes. Recuerden siempre que las formas importan y que hay muchas formas de decir lo mismo. Gracias por participar.
  1. Iliemo - Viernes, 28 de noviembre de 2008 a las 19:08

    Es decir, más hermanos y primos enchufados a cargo de nuestro dinero…

  2. Llordi - Viernes, 28 de noviembre de 2008 a las 22:34

    No vuelva a manipular Sr. Carod-Rovira.

    Todos queremos que Cataluña esté en lo mas alto. Pero, prioricemos.

    No tenemos educación de calidad. ¡¡Y Vd. sólo piensa en embajadas!!

    No tenemos sanidad solvente. ¡¡Y Vd. dale con Política Exterior!!

    No tenemos carreteras gratis. ¡¡Y Vd. rótulos catalanistas en Francia!!

    No tenemos Justicia “Rápida y Justa” ¡¡Y Vd. pagar TV-3!!

    Nos sobran barracones. Nos faltan ordenadores en clase. Y Vd. se queja de que en Extremadura los niños tienen ordenador. Pero, no hace nada por conseguir aquí ese objetivo.

    En definitiva: Prioridades Importantes es lo que necesitamos.

    Ni embajadas, Ni Mentiras Catalanistas. ¡¡Realidades!! ¡¡Escuche la voz de la calle!! ¡¡Compruebe que no piden ni Embajadas, Ni toda su política de 4ª división que tanto la chulea por España!!

  3. Carlos - Sábado, 29 de noviembre de 2008 a las 00:07

    El Bismarck de la avellana ha hablado

  4. Standar - Sábado, 29 de noviembre de 2008 a las 20:02

    Este es el Ralf Schumacher de la política….
    Siempre un segundon, y proteston!!
    Un buen político se ocupa de las necesidades primarias de sus conciudadanos,como nombra llordi,sanidad, educacion , trabajo,etc …. y por cierto, recoradar que lo hace con el dinero de ellos.

  5. marieta - Domingo, 30 de noviembre de 2008 a las 22:30

    Sr. Carod, lo que el Sr. Montilla ha hecho le ha salido muy bien. Toma, unos cuanto milloncejos y vete a jugar a las casitas, pero lejos de aqui. Me dejas tranquilo y no me alborotas a la plebe.
    Es igual que hace la mama para que el niño la deje hablar con sus amigas. Toma compra chuches, cuando se le acaba el dinero el niño vuelve a por más.
    El Sr. Carod hace lo mismo,cada vez que monta una vuelve a por más dinero.

Suscripción RSS a los comentarios de esta entrada.