La corriente nacionalista del PSC apoya a Montilla porque es la garantía de ‘construcción nacional’ de Cataluña

18.11.2010 | 21:46
 

Una de las corrientes nacionalistas del PSC, Nou Cicle, ha presentado este jueves las sietes reflexiones por las que merece la pena votar al candidato del PSC, José Montilla, el próximo domingo 28 de noviembre. La posición de Nou Cicle se puede resumir en una sola frase: más nacionalismo para Cataluña.

Nou Cicle, que en julio de este año presentó un documento analizando la situación política en Cataluña, cuyas conclusiones -líneas maestras del texto de cara al 28N- son tesis nacionalistas, califica la sentencia del Tribunal Constitucional (TC) sobre el Estatuto de Autonomía de 2006 de ‘involucionista’.

Para esta corriente interna del PSC, que tiene como máximos exponentes al eurodiputado del PSOE Raimon Obiols, el consejero de Economía, Antoni Castells; la también eurodiputada del PSOE Maria Badia; el alcalde de Vilanova, Joan Ignasi Elena; y el diputado autonómico Daniel Font, habría que evitar que el Parlamento autonómico resultante del 28N estuviera ‘muy fragmentado’, para evitar ‘una situación de todos contra todos’. Critican, además, ‘las políticas del peix al cove‘ porque estas pueden hacer que los ciudadanos caigan en ‘la resignación’.

Entre los objetivos marcados por Nou Cicle está lo que consideran ‘recuperar todo el contenido del Estatuto’, ajustado a la ley por el TC. ‘No se puede abandonar la partida ahora’, señalan en el texto, y advierten: ‘Nuestro autogobierno se ha de defender día a día y desde las cotas ganadas’.

Pero van más allá. Desde la corriente nacionalista del PSC señalan que:

‘No hay un problema catalán o un problema vasco que se pueda ir trampeando, a la espera de una asimilación nacional española que no se producirá’.

Y recuerdan que en realidad lo que existe es:

‘El problema español, sobre el reconocimiento de la realidad plurinacional del Estado, sobre la igualdad de derechos y deberes de las lenguas oficiales, sobre la efectiva descentralización de la justicia, sobre el encaje democrático de Cataluña y Euskadi con España’.

Así, para poder llevar a cabo estos objetivos teóricos aspiran a ‘una mayoría de gobierno [autonómico] que sea garantía de progreso, de unidad civil, de cohesión social, [y] de construcción nacional‘, para una Catalunya-gresol, ‘hecha de ciudadanos y ciudadanas llegados de todos los horizontes y unidos por una conciencia ciudadana común’.

Por lo tanto, la persona, según Nou Cicle, que mejor puede hacer realidad sus propuestas es Montilla. ‘Nacido en Andalucía, catalán y catalanista por elección, simboliza esta Cataluña real’, por eso el líder del PSC tiene el ‘apoy0’ de la corriente nacionalista y piden el voto para él. Aseguran, en el texto, que ‘por encima de las diferencias, nos une la causa común de Cataluña, de su cohesión y preservación, de su libertad, de su futuro nacional‘. Un mensaje claro y contundente. Ni rastro de socialismo. Ni rastro de socialdemocracia.