España

Tomás Gómez cree que los resultados del PSC demuestran que “nacionalismo y socialismo son incompatibles”

El líder PSOE de Madrid y candidato en las próximas autonómicas de esa Comunidad constata que “ha habido un fracaso de la percepción de este Gobierno tripartito”.

Agencias / Redacción
Martes, 30 de noviembre de 2010 | 16:39

El secretario general del Partido Socialista de Madrid (PSM) y candidato del PSOE en las próximas elecciones autonómicas de la Comunidad de Madrid, Tomás Gómez, ha señalado este martes que los resultados obtenidos por el PSC en las elecciones autonómicas del domingo demuestran que “nacionalismo y socialismo son incompatibles”.

“Ahora viene un momento adecuado para hacer algunos análisis demoscópicos, sociológicos y cualitativos. Habrá que ver por dónde han ido los diferentes trasvases de voto. Yo creo que, a primer golpe de vista, lo que se pone de manifiesto son varias cosas: en primer lugar, que socialismo y nacionalismo son dos ideas y dos conceptos incompatibles. Por lo tanto ha habido un fracaso de la percepción de este Gobierno tripartito“, ha declarado.

Según Gómez “hay que analizar el por qué del crecimiento del PP en Cataluña”. “Yo creo que habrá que ver si el PSOE en el conjunto del territorio también tiene algo que ver con la percepción acerca de la situación económica del país y que se haya producido parte del descenso del PSC y parte del ascenso del PP”, ha añadido.

El líder del PSM no cree que los resultados del PSC en Cataluña tengan influencia en las próximas autonómicas en la Comunidad de Madrid: “Los ciudadanos madrileños van a examinar al PP de Madrid y a Esperanza Aguirre y en lo poco y mal que ha hecho el Gobierno regional en estos cuatro años”.

Temas: , ,

16 Comments en “Tomás Gómez cree que los resultados del PSC demuestran que “nacionalismo y socialismo son incompatibles””

NOTA: Sean respetuosos con sus comentarios. Se borrarán los comentarios cuyo contenido o enlaces puedan ser considerados difamatorios, vejatorios o insultantes. Recuerden siempre que las formas importan y que hay muchas formas de decir lo mismo. Gracias por participar.
  1. Eduardo González Palomar (Manlleu) - Martes, 30 de noviembre de 2010 a las 16:57

    ¡Vaya papeleta!
    Que la colosal estructura del edificio del poder político del PSC en Catalunya ha quedado en estado enormemente ruinoso, tras el varapalo electoral del pasado domingo, no parece que vaya a ponerlo en duda alguien con dos dedos de frente. Hace algunos años (algo más de siete), cuando su candidato empezó a maniobrar, al encaramarse a la presidencia de la Generalitat, muchos progresistas creyeron encontrarse en situación de orfandad y no tardaron en mostrar gran estupor ante la deriva nacionalista de la federación catalana. Lejos de rectificar, con el cambio de líder al dar por finalizada la primera aventura tripartita, aun exhibieron mayor firmeza en la misma contradicción ideológica. La consecuencia del segundo examen, ante el electorado catalán, ha malogrado el arduo trabajo de décadas, además de dejar en la estacada quién sabe si en dilatado período a la formación política. Pero el engranaje que parece que ha sufrido mayor deterioro, en apresurado e imbécil alejamiento de los valores propios del Socialismo en un partido que hace gala del mismo en su propia sigla, es el de sus militantes y simpatizantes. Estos se han visto forzados, por los inagotables hechos de sus dirigentes en el gobierno de las instituciones públicas en Catalunya, a defender los mismísimos argumentos contra los que debían combatir escasos años atrás. Abrazar postulados propios del Nacionalismo, bajo el subterfugio del eufemismo “Catalanismo”, no deja de ser una de las muchas contradicciones en las que han incurrido desde el PSC. En el mismo sentido, el hacinamiento de ultracatalanistas entre la cúpula dirigente contrasta y chirría brutalmente con la ausencia de ellos entre las bases del partido y sobre todo entre su electorado natural. No obstante, pocas cosas han menoscabado más la paciencia de sus ya mosqueados seguidores, en el tramo final de la legislatura, que el ademán de aparente rectificación subyacente en sus promesas y actitudes electorales (el díptico bilingüe, el repentino descuerdo con las multas lingüísticas, la extemporánea e hipotética cumbre anticrisis…, por mencionar algunas) solapándose en el tiempo con los últimos estertores de la acción de gobierno en la disparatada línea ininterrumpidamente seguida durante las dos últimas legislaturas. No hay quien hable más libremente que la pluma, pero las teclas de mi portátil carecen de pelos y como tampoco hay dos sin tres, mucho me temo que el sucesor de Maragall y Montilla pueda ser presentado en sociedad como el increíble adalid dotado de la persuasión necesaria para hacer pasar el Nacionalismo por la rama más pura y ortodoxa del Socialismo.

  2. Ciudadanista - Martes, 30 de noviembre de 2010 a las 17:17

    Creo que Tomás Gómez se entendería mejor con Albert Rivera que con Zapatero o Montilla y sus entornos. Pero su problema es que tanto el SOCIALISMO como el NACIONALISMO se encuentran descolocados en el siglo XXI avanzado y globalizado. En Europa ya no se habla de la lucha de clases, ni de nacionalizar la economía; y, excepto en lugares aferrados a historias manipuladas, tampoco de construir naciones identitarias para levantar nuevas fronteras estatales. Ahora es tiempo de CIUDADANISMO. El centro izquierda no nacionalista lo representa CIUTADANS.

  3. ROGER DE FLOR - Martes, 30 de noviembre de 2010 a las 17:57

    Ahora nos vienen con esas, los que fuimos votantes del SOE, hemos visto horrorizados como se ha pactado con partido secesionistas algunos lugares de España.
    Y ahora se van a dar cuenta que realmente los graneros de votos estan en las personas normales, gentes de una izquierda moderada, que tiene claro que son y somos españoles y que tenemos claro que ha de haber un techo competencial y unas lineas rojas que las comunidades autonomas no han de traspasar y abogamos ahora porque el estado pueda recuperar ciertas competencias transferidas y que prefiere llegar a grandes acuerdos de estado o simplemente a acuerdos puntuales con el partido popular antes que con independentistas.

    La deriva del PSOE echandose a los brazos de estos partidos independentistas (CIU, PNV, ERC, BNG, y también con los de Mallorca o con los cuatro gatos de CC (partido casi exclusivante de Tenerife), etc, etc, es una deriva que no entendemos ni queremos entendernos con estos a cambio de que siempre esten pidiendo cosas y sabemos que siempre pedirán más y más y eso se tiene que acabar.
    Por ello existe esa desafección hacia un partido que ni es socialista, ni obrero y ya ni mucho menos español.

  4. Romualdo - Martes, 30 de noviembre de 2010 a las 19:22

    Son tan incompatibles que si la izquierda hubiera tenido decencia en España el nacionalismo no habría llegado a cometer los abusos que ha cometido y comete.

    Pero la izquierda entró en el discurso catalanista en lugar de combatirlo como era su obligación. Lo hizo por ansias de poder. Pero al final todas las traiciones se pagan.

    Esperemos que hayan aprendido y rectifiquen. En cuestiones fundamentales no se puede ceder bajo ningún concepto y la izquierda y la derecha tienen la obligación de ponerse de acuerdo.

  5. Jose Orgulloso - Martes, 30 de noviembre de 2010 a las 19:48

    ¿Siete años después, se da cuenta este señor? Pues suerte que el problema necesitaba una solución urgente.

  6. Alberto - Martes, 30 de noviembre de 2010 a las 21:46

    ¿A tenido que esperar hasta hoy este elemento de Tomás Gómez para soltar esa imbécil evidencia de parvulario? ¿Cómo no ha dicho esa perogrullada antes siendo así que el PSOE ha estado como mínimo mirando para otro lado pero sobre todo jaleando la pudrición del socialismo por el nacionalismo?
    Me siento de izquierdas y voté socialista durante toda mi vida hasta hace unos años en que me sentí estafado. Y conozco a muchas personas que están en mi misma situación.
    Pero ellos no aprenden ni quieren ver, bueno, creo que se han sacado los ojos. Lo primero que dijo Montilla tras el desastre electoral fue que la culpa era de la crisis económica y de la sentencia del Tribunal Constitucional sobre el estatut. Estupendo.
    Perderán el ayuntamiento de Barcelona, socialista desde hace décadas. Perderán Andalucía, perderán las elecciones generales. Lo perderán todo. Y espero que eso ocurra. Hasta que no se hundan completamente en la mierda, y viendo lo que vemos de todos estos funcionarios descerebrados pero bien pagados, no será posible una verdadera regeneración que tiene que partir de cero. Estos materiales están podridos.

  7. Mariacruz - Martes, 30 de noviembre de 2010 a las 21:48

    No,no ha sido un ,,fracaso de PERCEPCIòN.
    Al contrario SE LES HA PERCIBIDO MUY CLARAMENTE.Y por eso han tenido el resultado en las urnas.Iban claramente a desunir Cataluña de España.Y la gente NO-EXCÉNTRICA,LES HA DICHO ,,NONES,,,.

  8. dd - Martes, 30 de noviembre de 2010 a las 22:24

    ole tus huevos¡¡¡ asi se habla¡¡ ojala el psoe vuelva a ser obrero y español algun dia

  9. Angel - Miércoles, 1 de diciembre de 2010 a las 12:55

    El nacionalismo catalan trabaja con la unica idea ideologica que tiene para seguir teniendo poder en cataluña y poder hacer de cataluña una nacion,la necesidad de FABRICAR NACIONALISTAS CATALANES,porque sino,cataluña no puede llegar nunca a ser nacion.

    En este juego del nacionalismo estan muchos dirigentes socialistas y comunistas,que se han transformado en nacionalistas.Estos dirigentes socialistas y comunistan han arrastrado a sus votantes hacia el nacionalismo,utilizando los votos para hacer cataluña una nacion.

    Montilla socialista y Herrera comunista,hablan de forma abierta igual que habla Artur Mas nacionalista o Puigcercos independentista.Dicen que cataluña es una nacion.

    En el caso de Herrera aun es mas tremendo,porque en este partido estan incluidos dirigentes de sindicatos de trabajadores,que tambien estan por la lavor de hacer cataluña una nacion.

    Y por si todo esto fuera poco tenemos al clero de cataluña que una gran mayoria se manifiesta antes nacionalista que cristiano.Manifestaciones hechas por el Abat de Montserrat.

    El nacionalismo ha ido creando todo un regimen a favor de sus intereses,que parece en estas elecciones,muchos votantes han cambiado de partido,porque consideraban que su voto esta manipulado.

    A la vista estaba,que el PSC habia estando utlizando los votos de una gran mayora de socialistas,para intreses nacionalistas y viendo lo que les iba a pasar, Montilla cambio de discurso nacionalista a otro mas moderado,pero aun asi,le ha caido el chaparron.

    En cataluña no tenemos izquierda y derechas,lo que temenos en cataluña es un grupo de poder importante que su unico fin es hacer cataluña una nacion y otro grupo importante que hasta hace poco no se estaba dando cuenta que lo estaban maniplunado y inconcientemente estaba apoyando a su propios enemigos,el nacionalismo catalan.

  10. aran is not catalonia - Miércoles, 1 de diciembre de 2010 a las 13:13

    Eso lo vengo yo diciendo hace mucho tiempo. Es mas, no es posible ser de izquierdas y nacionalista.
    Son términos antiteticos

  11. vito - Miércoles, 1 de diciembre de 2010 a las 13:45

    “el nacionalismo no habría llegado a cometer los abusos que ha cometido y comete”

    Quina cara: A l’expresió democràtica de la nostra identitat li diuen “abús”. No us agrada el que votem. Doncs ens és ben igual. NO us hem d’obeir

    “la izquierda entró en el discurso catalanista en lugar de combatirlo como era su obligación.”

    Com es pot tenir la desvergonya de pretendre que l’esquerra espanyola té l’obligació de no respectar la voluntat democràtica dels catalans?
    L’única obligació aquí és la que teniu la gent com Romualdo de RESPECTAR LA VOLUNTAT DEMOCRÀTICA.

  12. Ex-votante socialista - Miércoles, 1 de diciembre de 2010 a las 14:06

    Yo ya no me fio de los socialistas. A no ser que marchen todos y vuelvan gente que defiendan el socialismo obrero y constitucionalista. Mientras tanto Ciutadans ocupa su lugar y que se POR MUCHO TIEMPO.!!

  13. GeneralPrim - Miércoles, 1 de diciembre de 2010 a las 20:14

    En realidad son perfectamente compatibles, y cuando esto sucede pasa lo que paso en Alemania entre 1933 y 1945.

  14. LARRA - Miércoles, 1 de diciembre de 2010 a las 21:52

    EN CATALUÑA, FEDERACIÓN DEL PSOE O PSC

    Ahora y después del resultado electoral, es el momento de que la ciudadanía tenga libertad de optar por dos corrientes: la socialdemocracia federalista del PSOE y la nacionalista del PSC.

  15. Quatre i el Gat - Jueves, 2 de diciembre de 2010 a las 04:33

    El PSC y el PSOE deben aclarar a sus votantes ¿qué quieren ser de mayores?

    Aún no lo han decidido.

    Y, pese al descalabro, eso de “sentirse fuera de lugar” con un nacionalismo tan radical y excluyente como el catalán les hace débiles.

    Prefieren seguir siendo “blanco y negro” según convenga, y allá donde se encuentren.

    Mientras tanto, el pueblo con su Barsa y Gran Hermano & Polonia ya tienen suficiente.

    Los PSC/PSOE “ya harán su guerra sucia, y tras rodar cabezas” se tirará por el camino de en medio,m siguiendo la estela del nacionalismo, que es la más fácil en CAT.

    La falta de valentía del socialismo quedó patente, al venderse por lo bajini al nacionalismo uy con traición y por la espalda los socialistas, nos transformaron de repente, ¡así como por arte de magia! en tan nacionalistas como el Pujol ó el Mas.

    ¡ya tiene cataplines!

    Por eso, hay que recordarles a estos sociatas, que sus políticas han sido nefastas por ser tan nacionalistas como las de CIU ó ERC …

    ¡A aclararse tocan!

  16. LluisC - Jueves, 2 de diciembre de 2010 a las 16:26

    Tranquis, espanyolam!!!. Ja teniu l’Albertito i la Rosita que us salvaràn a tots!!!!.
    …………………………..

Suscripción RSS a los comentarios de esta entrada.