Irene Lozano

01.11.2011 | 21:25
 

Anna Grau

“Hay periodistas vendidos que son como una voz permanentemente en busca de amo. Que saben perfectamente que sin los suyos apretando detrás no ocuparían tal sillón en tal consejo de redacción o tertulia. A estos se les reconoce porque cuando mandan los otros se echan a llorar clamando por las represalias que van a sufrir. Y que son las mismas que sufrió o sufrirá el equipo rival al darse la vuelta la tortilla hacia el otro lado.

Los hay vendidos pero de buena fe, que de verdad se creen que no les manda nadie, porque eligieron su sesgo ideológico con relativa libertad (se hicieron de lo mismo que su novio o novia, o de lo contrario que sus padres) y ya desde entonces, para ahorrar tiempo y materia gris, no han vuelto a replantearse jamás de qué lado cargan y por qué. Tienen clarísimo que hay un partido que siempre tiene razón y otro que siempre se equivoca, en todo y para todo. Punto pelota. Total, en la vida hay que ser coherente, ¿no? Pues para eso se inventó el pensamiento único.

Luego están los listos que consiguen evolucionar ideológicamente siguiendo siempre la órbita del sol que más calienta. Están los que se mueren de asco y acaban dedicándose a otra cosa. Estamos los que nos defendemos a golpe de ironía y escepticismo. Y luego hay quien cuando menos te lo esperas va y da un paso al frente. Y no te rompe los esquemas, porque esquemas hace rato que tú no tienes. Pero sí manda deliciosos y olvidados cosquilleos políticos a la punta de tus pies”.

No hay comentarios en “Irene Lozano”

NOTA: Sean respetuosos con sus comentarios. Se borrarán los comentarios cuyo contenido o enlaces puedan ser considerados difamatorios, vejatorios o insultantes. Recuerden siempre que las formas importan y que hay muchas formas de decir lo mismo. Gracias por participar.

Aún no hay comentarios.

Suscripción RSS a los comentarios de esta entrada.