Cataluña

La Generalidad desmiente a Mas y reconoce que no existe el límite del 4% a la solidaridad entre los länder

Un alto cargo de la Consejería de Economía y Conocimiento asegura que ninguna sentencia del Tribunal Constitucional alemán ha establecido un techo al déficit fiscal de los länder. Mas-Colell presenta una estimación de la balanza fiscal de Cataluña del período 2006-2009, que sitúa el déficit fiscal de la Comunidad en el 5,8% del PIB, pero evita referirse a la compensación generada mediante el superávit comercial con el resto de España.

Alejandro Tercero
Martes, 13 de marzo de 2012 | 09:30

El consejero de Economía y Conocimiento de la Generalidad, Andreu Mas-Colell, durante su intervención de este lunes (foto: LVdB).

No existe ninguna sentencia del Tribunal Constitucional de Alemania que limite el déficit fiscal entre los länder -o regiones- al 4% de su PIB. Así lo ha asegurado este lunes a LA VOZ DE BARCELONA la subdirectora general de Financiación Autonómica de la Generalidad, Montserrat Bassols, confirmando de esta forma la información avanzada por este diario en febrero pasado.

Se trata de la primera vez que un alto cargo del Gobierno autonómico desmiente de forma rotunda la afirmación que reiterada y públicamente sostienen desde hace meses el presidente de la Generalidad, Artur Mas; el portavoz de CiU en el Congreso, Josep Antoni Duran i Lleida; y el ex presidente de la Generalidad y fundador de CiU, Jordi Pujol.

Una estrategia basada en la mentira

La constante repetición de esta falsedad forma parte de la estrategia de la formación nacionalista para presionar al Gobierno de cara a conseguir un concierto económico para la Generalidad, un objetivo que Mas nunca ha escondido desde su llegada a la Presidencia del Ejecutivo autonómico.

Esta estrategia pasa por tratar de generar en la opinión pública catalana la sensación de que el déficit fiscal de Cataluña es excesivo y, sobre todo, muy superior al que se produce en cualquiera de las regiones de los países descentralizados de nuestro entorno, poniendo como ejemplo el caso alemán, algo que, como ha demostrado Convivencia Cívica Catalana en un reciente informe, no es cierto.

Dos métodos para calcular las balanzas fiscales

En este sentido, el consejero de Economía y Conocimiento, Andreu Mas-Colell, ha hecho público este lunes un informe de su departamento en el que se estima el resultado de la balanza fiscal de Cataluña en el período 2006-2009, a pesar de no contar con todos los datos necesarios para poder realizar un estudio de este tipo con la rigurosidad exigible a una institución oficial.

Existen dos metodologías fundamentales para calcular las balanzas fiscales (esto es, la diferencia entre lo que se recauda en impuestos en una territorio y lo que las administraciones invierten o gastan en esa misma zona): la de la carga-beneficio (que territorializa los gastos en función de los beneficios proporcionados a cada región) y la del flujo monetario (que imputa como gastos en una región únicamente los efectuados materialmente en ese territorio).

Mas-Colell defiende la metodología más favorable al victimismo

De esta forma, los territorios con mayor renta per cápita -a excepción de la capital administrativa del país- siempre presentarán un saldo fiscal más negativo mediante el método del flujo monetario. Es por ello que Mas-Colell, en aras del tradicional victimismo nacionalista, ha subrayado durante la presentación del informe que esta es la metodología “más adecuada”.

Para justificar este argumento, el consejero ha puesto un ejemplo. Según el método de la carga-beneficio, los 57 millones que costó mantener el Museo del Prado en 2009 se reparten entre todas las CCAA, mientras que por el criterio del flujo monetario, no se imputaría nada a Cataluña. Ante esto, se ha preguntado: “¿El Museo del Prado beneficia a los catalanes?”. Y ha ironizado: “Mi madre siempre decía que valía la pena ir a Madrid por el Museo del Prado”.

Las distorsiones del método del flujo monetario

Sin embargo, Mas-Colell ha obviado otros ejemplos claramente desfavorables a sus intereses. De los 8.330 millones de euros que el Gobierno destinó a Defensa en 2009, mediante el método del flujo monetario, la Generalidad considera que solo 343 millones tuvieron repercusión en Cataluña; mientras que por carga-beneficio le corresponderían 1.332 millones a esta Comunidad, puesto que se imputan en proporción a la población; lo que parece razonable habida cuenta que el Ejército debe defender a todos los habitantes del país.

Del mismo modo, según el método preferido por la Generalidad, de los 864 millones destinados por el Gobierno a política exterior en 2009 -y mayoritariamente gastados en el extranjero-, solo un millón tuvo repercusión en Cataluña; mientras que, según el método de la carga-beneficio, 138 millones de ese presupuesto (la parte proporcional a la población) se consideran como destinados a esta Comunidad.

Además, el método del flujo monetario puede dar lugar a resultados absurdos. Por ejemplo, imputar el coste del AVE Barcelona-Madrid (más de 7.000 millones de euros para construirlo y entre 30.000 y 200.000 euros por kilómetro y año para mantenerlo) como si fuera una inversión repartida de forma proporcional a las CCAA por donde transcurre la línea. Es decir, un 10% a Madrid, un 20% a Castilla-La Mancha, un 30% a Cataluña y un 40% a Aragón, cuando la lógica económica dice que las principales CCAA beneficiadas por esta infraestructura son, de forma muy destacada, la Comunidad de Madrid y Cataluña.

Ambos métodos deben ser ajustados

Mas-Colell también ha defendido el método del flujo monetario porque es más sencillo de calcular, a pesar de que, en el anterior informe sobre balanzas fiscales, la Generalidad presentó un documento de 86 páginas únicamente para explicar la metodología utilizada, y de que, según ha reconocido, con este método también hay que hacer innumerables ajustes.

De hecho, si no se tuviera en cuenta la “neutralización” aplicada por la Consejería de Economía y Conocimiento para “compensar” el efecto del ciclo económico sobre la situación financiera de la Administración General del Estado, prácticamente desaparecería el déficit fiscal de Cataluña en el año 2009. Así, no ha tenido más remedio que reconocer que ambas metodologías son “complementarias” y ofrecer ambos resultados, siempre según sus cálculos.

Balanza fiscal de Cataluña (calculadas por los métodos de la carga-beneficio y del flujo monetario) para el período 2006-2009, según estimaciones de la Consejería de Economía y Conocimiento de la Generalidad.

El déficit fiscal de Cataluña fue del 5,8% del PIB en 2009

De esta forma, según los cálculos de la Generalidad, en el año 2009 la balanza fiscal de Cataluña arrojó un saldo negativo del 5,8% (11.261 millones de euros) por el método de la carga-beneficio, un porcentaje que se ha mantenido estable en el período analizado (5,6%, en 2006; 5,6% en 2007; y 5,9% en 2008). Si se toma como referencia el método del flujo monetario, el déficit en 2009 fue del 8,4% (16.409 millones de euros), muy similar al de los años anteriores (7,9%, en 2006; 8,1%, en 2007; y 8,5%, en 2008).

Para Mas-Colell, esta situación es “inaguantable a largo plazo y a corto plazo”, ha reclamado al Gobierno que otorgue a la Generalidad el concierto económico, y ha denunciado la existencia de “una mano invisible” que hace que, a pesar de que en el año 2009 entró en vigor un nuevo sistema de financiación autonómica, el resultado de las balanzas fiscales tienda siempre a situarse en las mismas cifras.

Comparación del 'déficit fiscal' en porcentaje sobre el PIB de algunos länder y CCAA, según el enfoque carga-beneficio (2005) (gráfico: Convivencia).

Un déficit fiscal mucho menor que el de los länder alemanes

Sin embargo, las críticas del consejero dejan de tener sentido si comparamos la situación en España con la de Alemania. Según datos de la Statistisches Bundesamt Deutschland (Oficina de Estadísticas de Alemania) recogidos por Convivencia Cívica Catalana, en el año 2005, utilizando el método de la carga-beneficio, los cuatro länder con mayor déficit fiscal, no solo superaron la cifra del 4% del PIB -contradiciendo así las afirmaciones de Mas y Duran-, sino que rebasaron ampliamente los porcentajes presentados este lunes por Mas-Colell. En concreto, Hessen tuvo un déficit fiscal del 10,1% de su PIB; Baden-Württemberg, del 9%; Hamburgo, del 7,4%; y Baviera, del 6,7%.

Por otra parte, a lo largo de las 71 páginas del informe de la Generalidad, no se hace ni una sola referencia a la balanza comercial entre Cataluña y el resto de España, a pesar de que es un concepto económico absolutamente vinculado a las balanza fiscal, de forma que no pueden extraerse conclusiones rigurosas sin tener presentes ambas magnitudes, ya que, como es normal en cualquier sistema económico integrado, el déficit fiscal tiende a compensarse con un superávit comercial.

Temas: , , , , , ,

54 Comments en “La Generalidad desmiente a Mas y reconoce que no existe el límite del 4% a la solidaridad entre los länder”

NOTA: Sean respetuosos con sus comentarios. Se borrarán los comentarios cuyo contenido o enlaces puedan ser considerados difamatorios, vejatorios o insultantes. Recuerden siempre que las formas importan y que hay muchas formas de decir lo mismo. Gracias por participar.
  1. Markus - Jueves, 15 de marzo de 2012 a las 18:50

    Vaya sarta de mentiras lo que se escribe en esta web. Concretamente en esta entrada. Por otra parte Espanyolfinsalamort, deja de decir sandeces. No generalices sobre la centralidad como si fuera una consecuencia lógica. Te puedo poner otros ejemplos fácilmente, sino, mira América (Argentina, EEUU, etc.). Ademas, que mas da que este a la misma distancia de todos los territorios?que tontería mas grande procedente de una mente seguramente muy simple. No esta a la misma distancia. Lo estará de las ciudades mas extremas, pero como tiene una distribución radial, beneficia mas cuanto mas cerca esta del centro. Es de una lógica aplastante. En este sentido, a mi me da igual que un museo este en Madrid o Andalucía. Esta tan lejos que seguramente no vaya. Mas lógica aplastante. El centralismo es lo que acabó con la España imperial y el que acabara con la actual.

    Visca Catalunya lliure!!

  2. pera - Jueves, 15 de marzo de 2012 a las 19:49

    Es interesante como cada uno lo ve y en general sin demasiados insultos.Los que hay sobran todos.Un buen nacionalista está condenado a mentir,y es verdad.Por eso las comparaciones siempre son odiosas.Ponernos al estado de Hesse,que tiene el primer aeropuerto del país y la bolsa más importante,no es comparable con un estado como el nuestro.Y la comunidad de Madrid,ponerla en la fila de las Comunidades que más contribuyen creo que es un craso error.El problema aquí es la falta de transparencia,dando pie a toda clase de conjeturas;erróneas.El primer paso hacia la imparcialidad es la transparencia.Y en este país ni allí ni aquí parece que no interesa.Y del chanchullo viven los mangantes,de aquí y de allí y los periódicos andan llenos,todos lo sabemos.De todos modos Cataluña es la comunidad donde existe más libertad,aunque no guste a algunos el oirlo.En ninguna otra parte hay tantos partidos,ni tantas voces discordantes

  3. Mar - Lunes, 2 de julio de 2012 a las 02:00

    Es un poco cínico afirmar esto cuando precisamente desde la Generalitat han dicho lo contrario ¿no?

    “La constante repetición de esta falsedad forma parte de la estrategia de la formación nacionalista para presionar al Gobierno de cara a conseguir un concierto económico para la Generalidad”

  4. pep - Lunes, 16 de julio de 2012 a las 20:56

    Está claro que es Cataluña quien realmente perjudica a España. Solución: no enviar ni un céntimo ni hacer ninguna inversión en Cataluña. Y los impuestos, que se los recauden los catalanes y se queden con su maldito dinero.

    ¿Caerá esa breva?

Suscripción RSS a los comentarios de esta entrada.