Barcelona

Cada día se cuelan en el metro y el autobús de Barcelona 40.000 personas

En 2011 solo se impusieron en total 71.282 multas por viajar sin billete en el metro. Y 17.239 más por hacerlo en autobús sin el billete correspondiente. Multas que reportaron a TMB alrededor de 1,2 millones de euros, dejando gran cantidad de sanciones sin cobrar.

Redacción
Viernes, 18 de mayo de 2012 | 21:47

Inspectores del metro en un control (foto: TMB).

Un dato porcentualmente bajo, un 3%, pero elevado en números absolutos: 39.384 al día. Transportes Metropolitanos de Barcelona (TMB) ha estimado que cada día se cuelan sin billete un 3,45% de los pasajeros que utilizan el metro, y un 2,15% de los que utilizan el autobús. Es decir, una media diaria de 39.384 usuarios del metro y 14.612 del autobús.

Los datos corresponden al año 2011 y constan en un estudio exhaustivo -que la empresa pública solo ha proporcionado a tres medios de comunicación y ha publicado, un resumen, en su revista Hora Punta– relativo al fraude que se produce en los transportes de TMB contabilizando los usuarios que se cuelan, bien sean detectados o solo vistos, y a partir de los datos que recogen los interventores, que son los encargados de poner las multas.

El metro tiene en total 7.985.215 pasajeros semanales (son viajes, en realidad) y, de estos, se cuelan 275.690. Entre semana, de media cada día, no pagan el billete 35.712 personas. El fin de semana, que incluye el viernes, son 44.280 diarios. Las cifras de autobús son más bajas. De los 680.731 viajeros de media cada día laborable, no pagan 14.612.

Un fraude que cada vez es menor

Pese a que las cifras son elevadas, sobre todo en términos absolutos, en TMB están satisfechos porque porcentualmente han descendido desde 2009. Entonces el fraude era del 6,63% de los viajeros del metro. En un año, 2010, se redujo considerablemente, al 3,83% y, ahora, en 2011, hasta el 3,45%. Descensos también en el fraude del uso del autobús. En 2009 era del 3,27%; en 2010, del 3,20% y, el año pasado, del 2,15%.

Comparativa del fraude en TMB con otras ciudades clasificadas por tamaño, según datos de 2010 (fuente: TMB).

Entre las medidas que desde TMB consideran causa del descenso del fraude se encuentran las de aumentar los controles masivos en las zonas calientes (con más fraude), cambiar los tornos por puertas automáticas (en el metro), haber doblado la multa por colarse, ahora es de 100 euros; y campañas publicitarias con el objetivo de concienciar a la ciudadanía contra el fraude.

Sin embargo, aun sabiendo estas cifras, en 2011 solo se impusieron 71.282 multas por viajar sin billete en el metro. Y 17.239 más por hacerlo en autobús sin el billete correspondiente. Multas que reportaron a TMB alrededor de 1,2 millones de euros, dejando gran cantidad de sanciones sin cobrar.

La muestra del estudio se ha realizado entre los meses de octubre y noviembre del año pasado. Para el metro se ha tenido en cuenta toda la semana, de lunes a domingo, pero para el autobús solo de lunes a viernes. El margen de error es del 0,3% en el metro, y del 0,2%, para el autobús.

Temas: , ,

2 Comments en “Cada día se cuelan en el metro y el autobús de Barcelona 40.000 personas”

NOTA: Sean respetuosos con sus comentarios. Se borrarán los comentarios cuyo contenido o enlaces puedan ser considerados difamatorios, vejatorios o insultantes. Recuerden siempre que las formas importan y que hay muchas formas de decir lo mismo. Gracias por participar.
  1. Erasmus - Sábado, 19 de mayo de 2012 a las 13:07

    DIGNIDAD MÁS QUE NUNCA, TRAS LA PROMESA DE WERT

    (Manifiesto en defensa del español como lengua de enseñanza en Cataluña,
    con llamamiento a no usar el catalán mientras la lengua común de España esté discriminada)

    La promesa del ministro Wert, “Garantizaré el derecho a estudiar en español en Cataluña” (Entrevista a El Mundo, 23/04/2012), no debe hacernos cejar en ninguna acción o presión para acelerar el arribar a ese objetivo pues solo su consecución debe desmovilizarnos. Pero tenemos que creer sin sombra de duda las palabras del ministro. ¿Verdad que nos parece mentira después de tantos desengaños? Pues no nos lo parezca. Ha llegado el momento, a falta de la tramitación que proceda. Es una promesa formal del Gobierno.

    Pero eso no debe inhibir nuestra actitud de negarnos a usar el catalán en Cataluña hasta que el español sea lengua vehicular, visto y comprobado. Que al menos hayamos tenido un gesto de dignidad antes de la desaparición de la infamia, para escupir a la cara de nuestros opresores nuestro asco y nuestro desprecio. Nuestra lengua, el español, es en Cataluña, oficial como el catalán y más hablada que el catalán por libre decisión de sus habitantes. Pero es discriminada y perseguida por la política oficial, principalmente en la escuela pública, al estar prohibida como lengua de enseñanza igual que lo estuvo el catalán con Franco.

    “Cataluña tiene dos lenguas, una desde hace cuatro siglos y otra desde hace ocho”, como dijo el poeta y senador Carlos Barrall. Nuestra lengua no es el catalán, sino el español, que sirve para integrarse en la sociedad catalana no menos que el catalán. Como escolares estamos obligados a aprender las dos lenguas de Cataluña. Pero nadie está obligado a usar ni a aprender ninguna lengua fuera de la etapa escolar. Ahora decidimos no usar el catalán como protesta, mañana decidiremos usarlo, o no, por razones personales de las que no tenemos que dar cuenta a nadie. La escuela en Cataluña debe ser bilingüe, porque lo es la sociedad catalana. Los individuos serán bilingües, o monolingües, dependiendo solo de su elección. Es fácil vivir en Cataluña hablando solo español, lo es menos hablando solo catalán.

    Neguémonos a usar el catalán hasta que el español sea en Cataluña lengua vehicular de la enseñanza, dándose a nuestra lengua el mismo trato que al catalán estableciéndose el bilingüismo escolar. Ni nuestra lengua es menos que el catalán, ni lo somos nosotros que sus hablantes, ni lo son nuestros hijos que los suyos. Los hablantes de español, o castellano, tienen que dejar de ser en Cataluña ‘ciudadanos de segunda’, que ven pisoteados por la política oficial sus derechos civiles (a la libertad y a la igualdad), organizando una resistencia cívica no violenta, expresada mediante su negativa a usar la lengua opresora mientras dure la opresión, semejante al movimiento por los derechos civiles de los negros estadounidenses de Martin Luther King en la década 1960. La década 2010 es su década 1960. ‘Los castellanonhablantes son los negros de Cataluña’.

    Defendemos un bilingüismo de conjunción, respecto de las dos lenguas oficiales. Significa impartir a todos los escolares asignaturas en español y en catalán. Con las dos lenguas oficiales vehiculares para todos los escolares, sin separarlos por su lengua. Junto con inglés, como tercera lengua vehicular voluntaria, en colegios públicos trilingües de libre acceso, cualquiera sea el domicilio del alumno, creados en función de la demanda. Aspiramos a un modelo trilingüe vehicular, que sustituya al actual modelo monolingüe en catalán, responsable -además de otros crímenes- de la pobre capacitación en español y en inglés de la juventud catalana.

    Barcelona, Mayo de 2012.

    “ERASMUS”

    (revisado el último párrafo, versión definitiva)

    P.S.-

    NOTA DOCUMENTAL ACERCA DE LAS POSICIONES ÚLTIMAS DEL PP CATALÁN Y DEL PSC SOBRE POLÍTICA LINGÜÍSTICA

    I) Posición última del PP Catalán sobre política lingüística: Modificación de la LEC.

    Con fecha 08/05/2012, la Mesa del Parlamento autonómico ha admitido a trámite la proposición de ley, presentada por el Partido Popular Catalán, que propone modificar la Ley de Educación de Cataluña, para establecer un modelo de bilingüismo escolar de conjunción, con asignaturas en las dos lenguas oficiales para todos los escolares, sin separarlos por lengua. El PP Catalán propugna también que se añada el inglés como 3ª lengua vehicular, voluntaria, en colegios públicos trilingües creados en función de la demanda.

    II) Posición última del PSC sobre política lingüística: Daniel Font habla de evolucionar.

    El responsable de política lingüística del PSC, Daniel Font, declaró hace algunas semanas: “Reitero que estamos ante una política de enseñanza de lenguas que no es estable, que necesariamente no debe ser estable, debe ser dinámica (…) evolucionar y adaptarse en función de que los objetivos que nos marcamos funcionen o no funcionen”.

    (08/05/2012)

  2. ppblavencia - Jueves, 20 de septiembre de 2012 a las 13:53

    Esto es como lo del 3% que le dijo Maragall a Mas cuando hablaban del nuevo EA catalán unos años atrás. ¡Joder!, no tenéis remedio.

Suscripción RSS a los comentarios de esta entrada.