Cataluña

El mito nacionalista de las torturas de Garzón a los terroristas de Terra Lliure

El Tribunal Europeo de Derechos Humanos deja claro que ‘las constataciones que figuran en los certificados médicos emitidos por estos médicos y el comportamiento a veces poco cooperativo de algunos de los demandantes con estos últimos, suscitan dudas en cuanto a la credibilidad de las alegaciones de malos tratos formuladas ante el Tribunal’.

Alejandro Tercero
Sábado, 12 de mayo de 2012 | 10:36

Baltasar Garzón, señalado por los terroristas de Terra Lliure y grupos mediáticos afines sin pruebas ni sentencias en contra (foto: congarzon.com).

Este año se cumple el 20 aniversario de la operación dirigida por el ex juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón contra la banda terrorista Terra Lliure. El 29 de junio de 1992 y los días posteriores, a escasas fechas de la celebración de los Juegos Olímpicos de Barcelona, la Guardia Civil detuvo a una cuarentena de presuntos militantes de la organización criminal, de los que 18 fueron finalmente condenados a varios años de cárcel en julio de 1995 por los delitos de terrorismo, tenencia de explosivos, tenencia ilícita de armas y pertenencia a banda armada.

El 8 de marzo de 1996, el Gobierno de Felipe González indultó a los dos únicos condenados que seguían en prisión, Josep Musté Nogué y Joan Antoni Rocamora Aguilera. Y meses después, el Gobierno de José María Aznar indultó a los 16 restantes, que ya disfrutaban de beneficios penitenciarios. En concreto, el 28 de junio de ese año perdonó la pena pendiente a Vicent Coll PitarchMarcel Dalmau Brunet, Jordi Bardina Vilardell, Miquel Casals Fernández, Vicent Coll Pitarch, Esteve Comellas GrauJosep Maria Granja Villalta, David Martínez Sala, Jaume Oliveras Maristany, Ramon Piqué Huerta, Àngel Pitarch Soriano, Francesc Puy Cuevas, Xavier Ros González, Ferran Ruiz Martos, Geroni Salvador Baca y Francesc Xavier Tolosana Arriaga.

La sentencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos

Poco después de la operación dirigida por Garzón, en 1992, la mayoría de los detenidos denunciaron haber sufrido torturas físicas y psíquicas de diversa índole por parte de los agentes que les custodiaron durante los primeros días. Entre 1994 y 1999, todas las instancias jurídicas a las que acudieron, incluyendo el Tribunal Constitucional en dos ocasiones, determinaron que no había ningún indicio que avalara la verosimilitud de esas acusaciones, tras constatar que los detenidos habían sido examinados a diario por médicos forenses esas fechas.

Sin embargo, 15 de los detenidos apelaron al Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) que, en una sentencia de 2 de noviembre de 2004, condenó al Estado a pagar una indemnización de 8.000 euros a cada uno de los demandantes. En su auto, el TEDH descartó la existencia de cualquier indicio sobre los supuestos ‘malos tratos durante la detención’ denunciados por los demandantes, pero concluyó que -a pesar de los múltiples informes forenses aportados por el Gobierno- hubo ‘ausencia de una investigación oficial efectiva sobre dichas alegaciones’.

El proceso de difusión del mito de las torturas a Terra Lliure

A partir de ese momento, y en base a esa sentencia, políticos, periodistas y activistas de todo el espectro del nacionalismo catalán no han dejado pasar cualquier oportunidad para proclamar que la Guardia Civil torturó a los miembros de Terra Lliure detenidos en 1992 -a los que nunca califican de terroristas, a pesar de ser condenados por ello- y que el ex juez Garzón no hizo nada por investigar las denuncias que se presentaron.

Por ejemplo, con ocasión de la operación Pretoria, la escritora Isabel-Clara Simó señaló en noviembre de 2009:

‘Me pregunto si esta operación tiene alguna cosa que ver con los movimientos independentistas. Y no lo digo porque sí. Cuando en la inauguración del Estadio Olímpico, espontáneamente, unos ciudadanos silbaron al rey de España, la ira de Garzón fue tan brutal que al día siguiente arramblaba contra los independentistas y torturaba a unos cuantos‘.

El diputado autonómico de ERC Pere Aragonès apuntó en abril de 2010:

‘Fue Garzón quien orquestó una operación judicial y policial que ha quedado grabada en la memoria con su nombre donde se detuvo a decenas de independentistas, muchos de la cuales fueron torturados y maltratados. En el año 1992, Garzón convirtió el año olímpico en una etapa de horror para decenas de personas y sus familias y amigos, y ante las denuncias de torturas que formularon en sus declaraciones los independentistas detenidos, se negó a investigarlas‘.

Vicent Partal, director de Vilaweb, uno de los diarios digitales más subvencionados de Cataluña, escribió en marzo de 2010:

‘He visto demasiado de cerca cómo este personaje [Garzón] permitía la tortura y violaba las reglas más elementales de la democracia. He oído relatos estremecedores, hechos de viva voz y de primera mano. Los he oído de gente torturada por aplicación de la ley antiterrorista que se ha levantado la camiseta ante él y de sus compañeros o que ha llorado relatando las atrocidades sufridas, sin más respuesta de este juez estelar que la del menosprecio. Pero, aunque no las hubiera oído en directo, tendría bastante con haber leído los relatos públicos de sus víctimas, de las que me merecen confianza. Hablo, pongamos por caso, y hay bastante con un ejemplo, de los detenidos del 92, en aquella infame incursión olímpica que Europa acabó desautorizando años después. En 2004, por escrito, el Tribunal de Estrasburgo acusó a Garzón de no haber querido investigar las documentadas denuncias de torturas que le habían sido presentadas’.

“Recuerdo que el juez Baltasar Garzón es el juez de las torturas“, declaró el diputado autonómico de Solidaritat Uriel Bertan en enero pasado. Y en la misma línea se pronunció el congresista de ERC Joan Tardà el pasado mes de febrero, al conocerse la inhabilitación del juez. Entonces acusó a Garzón de “castigar, perseguir y permitir maltratos y torturas a independentistas catalanes en 1992″, e, incluso le reprochó no haber tenido “la dignidad de pedir perdón a las víctimas de la garzonada“.

David Bassa, presidente del Grup de Periodistes Ramon Barnils (entidad que señala a los medios que no son independentistas), autor del documental Terra Lliure, punt final y colaborador del polémico reportaje-homenaje sobre La Crida, tampoco ha ido a la zaga de los anteriores a la hora de referise a Garzón. En julio de 2011 señalaba en su Twitter: ‘Garzón, el único juez europeo condenado por no haber investigado torturas (BCN 1992), nuevo miembro del Comité Prevención Tortura. ¡Qué cinismo!’. Y, este mes de marzo, con motivo de un documental sobre el ex juez que están preparando, añadía:

‘El Estado consiguió el objetivo que perseguía: espantar al independentismo y asegura que o bien se quedaba encerrado en casa o huía del país mientras Barcelona celebraba los Juegos Olímpicos tranquilos y españoles. Y eso es lo que pasó: unos cuantos optaron por coger vacaciones antes de tiempo y la gran mayoría se quedaron en casa acurrucados. Y eso se consiguió no solo deteniendo a diestro y siniestro, sino sobre todo torturando a todos y cada uno de los detenidos y asegurándose de que las torturas no pasaban desapercibidas, magnificando así sus consecuencias. Un operativo rebuscado y perverso al frente del cuál estaba el juez Garzón.

El TEDH no cuestiona la actuación de Garzón

Sin embargo, ninguna de estas acusaciones vertidas sobre Garzón en relación a este caso es cierta. El TEDH, al igual que todos los tribunales españoles que investigaron el caso, llegaron a la conclusión de que no hay ni el más mínimo indicio de que se hubiesen producido torturas a los detenidos (la mayoría de ellos condenados posteriormente). Y en ningún punto de la sentencia del TEDH se pone en entredicho la actuación del juez Garzón.

De hecho, la Audiencia Nacional no tiene potestad para investigar una denuncia de un supuesto caso de torturas de la Policía Nacional o de la Guardia Civil, ya que, debido a que entre sus atribuciones se encuentra la investigación de los casos de terrorismo, podría incurrir en connivencia con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, a los que en muchas operaciones debe dar instrucciones directas.

La Audiencia Nacional declinó el caso a los tribunales competentes

Y así ocurrió en el caso de las denuncias de los detenidos en 1992. Según el auto del TEDH, Garzón ‘invitó a la médico forense que examinó a los demandantes durante su detención provisional en Madrid, la señora L. L. G., a presentarle un informe que relatara de forma exhaustiva los hechos de la causa y precisando dónde y cómo habían tenido lugar los exámenes médicos, si habían asistido a ellos otras personas aparte de los demandantes y el médico forense, si se había preguntado a los sospechosos si habían sufrido malos tratos, si se había identificado el médico forense y de qué forma, cuál había sido la frecuencia de los exámenes y si se habían constatado eventuales signos de malos tratos’.

‘La médico forense presentó su informe el 21 de julio de 1992. En él precisaba que las visitas médicas habían tenido lugar, en ausencia de terceras personas, en un despacho de la Dirección general de la Guardia Civil y/o en un despacho situado en los calabozos de la Audiencia Nacional. Tras identificarse, la médico forense preguntó cada vez al sospechoso si había sido tratado correctamente o si había sido maltratado. A partir de su llegada a Madrid, los detenidos fueron examinados cada día y lo fueron nuevamente tras su traslado a los calabozos de la Audiencia Nacional’, señala el TEDH.

Una vez recibido el informe, y según reconocieron los propios demandantes durante el proceso, la Audiencia Nacional ‘declinó su competencia [para investigar las denuncias] a favor de un Juzgado de instrucción ordinario’, tal y como la ley exigía que hiciese.

Ni una prueba de las supuestas torturas

A partir de ahí, el TEDH declara que ‘no está convencido de que estas investigaciones fuesen lo suficientemente profundas y efectivas’, y lamenta que el caso se cerrase sin tomar declaración a los agentes que tuvieron contacto con los detenidos, lo que motiva la condena al Estado. Un reproche que no va dirigido a la Audiencia Nacional, que se limitó a pedir un informe forense y a trasladar las denuncias a los tribunales competentes.

Pero, en cualquier caso, y además de constatar la inexistencia de cualquier indicio que apuntara a que hubo torturas, el TEDH deja claro que ‘las constataciones que figuran en los certificados médicos emitidos por estos médicos y el comportamiento a veces poco cooperativo de algunos de los demandantes con estos últimos, suscitan dudas en cuanto a la credibilidad de las alegaciones de malos tratos formuladas ante el Tribunal’.

Temas: , , ,

17 Comments en “El mito nacionalista de las torturas de Garzón a los terroristas de Terra Lliure”

NOTA: Sean respetuosos con sus comentarios. Se borrarán los comentarios cuyo contenido o enlaces puedan ser considerados difamatorios, vejatorios o insultantes. Recuerden siempre que las formas importan y que hay muchas formas de decir lo mismo. Gracias por participar.
  1. Antonio - Sábado, 12 de mayo de 2012 a las 11:12

    ¿Habiendose que no hubieron torturas, los terroristas demandantes han incurrido en otro delito por falso testimonio?

  2. Erasmus - Sábado, 12 de mayo de 2012 a las 11:14

    LA PRIORIDAD DE RAJOY CON CATALUÑA ES IMPULSAR EL CRECIMIENTO DEL PP CATALÁN

    ¿Pacto fiscal? ¿Derecho a decidir? ¿Transición nacional? ¿Estado propio? Esos son temas de la agenda catalana con el actual mapa político, pero no lo serán si el mapa político cambia. Por eso la prioridad del Gobierno del PP hacia Cataluña es conseguir que el PP catalán se convierta en la primera fuerza política catalana. Es más fácil que conseguir Mas la consulta, o el pacto fiscal.

    Rajoy tratará amigablemente a Cataluña (sin darle el concierto, no lo hará ningún Gobierno de España), pero no pensará únicamente en sus problemas sino en la presencia en ella de su partido. A diferencia de Zapatero, respecto del PSC, Rajoy tendrá como su prioridad catalana impulsar el crecimiento del PP catalán, es decir, el crecimiento del popularismo en Cataluña. Rajoy (o Soraya) harán con Camacho un seguimiento al día del PPC. Ya no se trata solo de adelantar al PSC, sino a CiU. Soraya dijo en la clausura del congreso del PP catalán que esa fuerza tiene “vocación de convertirse en la fuerza mayoritaria en Cataluña”. El Gobierno se volcará en alcanzar ese objetivo.

    El factor ‘poder estatal’ será el decisivo en el crecimiento del PP catalán, que así se beneficiará de formar parte de la fuerza que gobierna España apoyada en 11 millones de votos, frente a 7 millones de la 2ª fuerza. Con esa distancia el PP espera gobernar 4 legislaturas con mayoría absoluta. Los conservadores franceses pueden remontar, quizá, su derrota por 4 puntos del pasado domingo en una legislatura, pero los socialdemócrata españoles no pueden hacer lo mismo con una derrota por 16 puntos. El PSC no supo beneficiarse de formar parte de una fuerza estatal gobernante en España, pues se incapacitó para ello avergonzándose de esa pertenencia. No será el caso del PP catalán, que busca crecer apoyado por el PP y el Gobierno.

    El PPC de Camacho ya ha superado el listón de los 17 diputados autonómicos que logró Vidal Quadras en 1995, al lograr Camacho 18 en 2010. La lideresa lo considera una buena base de partida. El PP catalán es la fuerza que más crece en Cataluña. Lo muestran los resultados de las tres últimas elecciones habidas aquí, autonómicas (2010), municipales (2011) y generales (2011). En las generales el electorado catalán se dividió ‘grosso modo’ en 3 tercios, 1/3 CiU, 1/3 PSC, 1/3 PPC. En las barcelonesas (municipales), donde se juega el control del ‘2º Ejecutivo de Cataluña’, el Ayuntamiento de Barcelona, los resultados en concejales en 2011 fueron (total 41): CiU 14, PSC 11, PPC 9, ICV 5, ERC 2.

    La radicalización soberanista de CiU ha dejado al PP catalán como única fuerza moderada de centroderecha en Cataluña. El PPC ha perdido la imagen de partido ‘anti catalán’ que tuvo un tiempo creada por la propaganda nacionalista y aparece como la opción de centroderecha no nacionalista (constitucionalista) que necesita Cataluña para frenar al independentismo. Ante una eventual consulta independentista en Cataluña (si fuera posible) sería la fuerza que lideraría el ‘no’ y representaría primordialmente a la Cataluña que quiere seguir siendo española. El PP catalán se ha propuesto como objetivo a corto plazo adelantar al PSC, pasando así de ser la 3ª fuerza catalana a la 2ª. Usa el recurso movilizador de citar con nombre y apellido al rival que se propone desbancar, que le ha descalificado pidiendo a CiU que ‘rompa con el PP’ por ser un socio indigno. Ahora el PP catalán le desafía abiertamente. Adelantando al PSC, el PP catalán estará más cerca de alcanzar a CiU. No se pone límites, se los pondrán los electores.

    “ERASMUS”

    (revisado, 11/05/2012)

  3. Ciudadano Sinmitos - Sábado, 12 de mayo de 2012 a las 12:14

    Felicito al autor por este excelente trabajo periodístico. En 1988 Terra Liure preparó un plan para boicotear los JJOO que provocó el inicio de las conversaciones para su desaparición. Àngel Colom y Carod Rovira fueron los negociadores. En 1991 Terra Lliure emitió un comunicado anunciando su disolución y abandono de la lucha armada, pero en 1992 algunos disidentes colocaron artefactos explosivos, lo que motivó la intervención de Garzón al margen de los acuerdos. Los JJOO se celebraron sin problemas, Els Segadors pasó a ser el himno de Cataluña y el Estado pagó dinero a los detenidos exterroristas. Hay que recordar las vergüenzas para poderlas enmendar algún día.
    Els Segadors y Terra Lliure
    http://ciudadanosinmitos.blogspot.c....liure.html

  4. Pablito - Sábado, 12 de mayo de 2012 a las 13:10

    Deplorable espectáculo. La cosa es conseguir titulares, objetivo de impresentables. Garzón hizo cosas buenas y vergonzantes. Ésta fue de las buenas.
    ¿Todo ésto es bellaquería, oportunismo, villania, ofuscación, revanchismo o todos éstos conceptos juntos? ¡Increible de lo que son capaces los fanatismos nacionalistas!

  5. mariachi loco - Sábado, 12 de mayo de 2012 a las 14:02

    La tortura és un delicte atípic. No té res a veure amb la resta per diverses raons:

    1) Els que haurien d’inverstar-lo són els principals perjudicats i esquitxats si es confirma.

    2) La credibilitat de la víctima sempre és menor que la del delinqüent.

    3) Un torturador coneix tota mena de tècniques per no deixar senyals.

    4) Pràcticament mai hi ha testimonis. Es produeix en un ambient totalment controlat pel botxí.

    5) La víctima pot ser sancionada y castigada per denunciar.

    6) Es produeix en un ambient totalment controlat pel botxí que pot eliminar qualsevol prova.

    Tot això porta a que només en un 1% o menys dels casos es pugui condemnar al criminal, normalment en casos en que un company dels torturadors s’arrepenteix i convessa, els torturadors són tan ximples que fotografien la tortura (com els americans d’Irak) o se’ls hi escapa la mà i la victima mort o queda greument lesionada.

    El més divertit és que també és el delicte on és més facil demostrar que la denúncia és falsa. N’hi ha prou amb posar cameres o deixar mirar, encara que sigui en silènci o a través d’un vidre, als advocats o deixar passar a metges escollits per la familia.

    Tot això porta a que els tribunals de drets humans acostumin a tramitar les denuncies de tortura de la manera que va passar amb les detinguts del 92.

    Suposo que tothom sap que la guardia civil torturaba durant el franquisme. L’únic dubte és saber quan van deixar de fer-ho, donat que no es va depurar a cap torturador i que les denuncies y condemnes han continuat al llarg del temps.

  6. rutger blumm - Sábado, 12 de mayo de 2012 a las 21:49

    mariachi
    Supongo que todo el mundo sabe que los terroristas tienen derecho a presentar denuncia y a que sean investigadas, a que se les trate bien y a que si se producen alteraciones en la detencion o malos tratos los que lo han inflingido sean condenados o como minimo investigados, gracias al estado de derecho y la democracia. Lo que me suscita algo de intranquilidad es que defiendas a los terroristas porque los maltratan segun tu o segun ellos, pero ellos no tengan la menor duda en cargarse al que les de la gana, sin juicios, sin derechos humanos, etc…. Tambien me da mala espina que estos grupusculos surgieran despues de la dictadura, y se quieran aprovechar de la democracia utilizandola para defenderse ellos. pero sin ningun escrupulo saltarsela para ajusticiar a cualquiera en plena calle de un bombazo o de un tiro en la nuca. Ya se sabe que era demasiado peligroso ser terrorista en la dictadura, ostras te podian matar tu¡¡ mejor esperarse a la abolicion de la pena de muerte.

    Respecto a la guardia civil seguro que torturaba o los famosos grises, ahora no lo se lo que si se es que los mossos ahora si que torturan a cualquiera y no estan en la carcel, y no veo que te quejes mucho.

  7. Cierzo - Sábado, 12 de mayo de 2012 a las 22:23

    mariachi loco – Sábado, 12 de mayo de 2012 a las 14:02

    La técnica del terorista está recogida en todos los puntos que refiere el tal “mariachi” y además el uso violento de la fuerza, intimidación social…y las técnicas del camuiflaje propio del asesinato (alevosía, nocturnidad, premeditación..) creando incertidumbre social…y todo por “ánimos locos”… ideas delirantes de unos pseudo-patriotas…en este caso con barretina para obtener privilegios (control de cargos públicos, hacerse jerarcas y controlar fondos públicos…que de momento no están a su alcance…)

    Es la técnica brutal de los que se sienten agraviados aunque sea en su delirio…

    Cierzo

  8. El llop de CAN PIXA - Sábado, 12 de mayo de 2012 a las 22:35

    Opinió

    es nota la escola quina diferencia de EDUCACIO,FINS EN AIXO ENS DIFERENCIEM,el que no u vegi es que es barruer com el PORC de en MONAGO CUYONS CUYONS
    A LA FI EN MONAGO ES UN ESPANYOL MES
    Carta oberta al president Monago

    “Si jo fos extremeny hauria tingut vergonya d’escoltar-lo. Vostè va restar dignitat al càrrec que ocupa i a la regió espanyola que representa i als seus habitants”

    Jaume Clotet

    Benvolgut president,

    No tenia pensat fer cap article sobre les seves declaracions perquè sempre he pensat que no cal rebatre amb arguments la gent que només exhibeix mala educació i fanfarroneria. Així m’ho van ensenyar a casa meva. Però com que l’alcalde Xavier Trias ha respost amb una excessiva discreció, cosa que l’honora i el caracteritza, voldria fer-li arribar allò que pensem la majoria de catalans en relació a vostè. Perquè, no s’enganyi, la Catalunya real no és la que vostè imagina ni la que li expliquen els seus amics del PP. Si fos així, tindríem un Parlament de Catalunya amb unes altres majories, i no és el cas.

    Començaré per dir-li que si jo fos extremeny hauria tingut vergonya d’escoltar-lo. Vostè va restar dignitat al càrrec que ocupa i, de retruc, a la regió espanyola que representa i als seus habitants. És una llàstima. Li asseguro que no sentirà mai el president de la Generalitat de Catalunya, o el lehendakari, parlar amb els seus termes vulgars, i vostè ho sap perfectament. Crec que, amb comportaments com el seu, vostè demostra que hi ha dues tipologies de comunitats autònomes: les que tenen sentit i dignitat, i les que no en tenen tanta. Vostè ho ha demostrat de manera diàfana. Gràcies.

    En aquesta línia, també li vull agrair la seva inestimable cooperació, segurament involuntària, en la causa del sobiranisme. Amb Ángel Acebes i José Bono fora de la primera línia política, el catalanisme necessitava un nou element aglutinador, una evidència més que, amb gent com vostè, els catalans no podem anar enlloc. No estic segur que m’entengui això que li dic. És més: segur que no ho entén. No passa res. Els lectors d’aquest article sí que em sabran entendre. De manera que li torno a donar les gràcies.

    En tot cas, allò més preocupant del seu discurs no van ser-ne les formes barroeres i xulesques, més pròpies d’un macarró de carretera. La seva apropiació interessada dels catalans d’origen extremeny, que va quantificar en un quart de milió, va ser un dels més lamentables exemples de lerrouxisme i segrest identitari que recordo. Creu potser vostè, president Monago, que un català d’origen extremeny prefereix veure una línia d’AVE sense trens ni passatgers a Extremadura que no pas la connexió ferroviària del Port de Barcelona amb la línia de mercaderies? Els catalans d’origen extremeny, em sembla, són ja més catalans que no pas extremenys. Li ho diré en castellà, perquè ho entengui bé: “Allá donde fueres, haz lo que vieres”. O millor: “Uno no es de donde nace, sino de donde pace”. Li queda clar? Veu com es poden parlar altres idiomes sense fer el ridícul?

    Atentament,

    Jaume Clotet

  9. Erasmus - Domingo, 13 de mayo de 2012 a las 00:27

    VOTAR AL PP CATALÁN ES VOTAR ANTI INDEPENDENTISMO SIN AMBIGÜEDAD

    Si hubiera una consulta sobre la independencia (superando los obstáculos constitucionales), el PP catalán lideraría el ‘no’ y representaría la tendencia principal dentro de la Cataluña que quiere seguir siendo española. Es el momento de que los no independentistas apoyen esa fuerza hasta lograr que sea una de las principales, o la principal, fuerza de Cataluña. Sin esperar a que se produzcan situaciones límite. O para evitar que se produzcan. El voto claro, sin ambigüedad ninguna, de los que no son independentistas en Cataluña es el voto al PP catalán.

  10. mariachi loco - Domingo, 13 de mayo de 2012 a las 00:54

    rutger blumm

    No es mi intención entrar en debates con quienes justifican la lacra de la tortura. Simplemente dejar claro que en este tema no hay mucho recorrido. La tortura SÓLAMENTE puede producirse en unas condiciones muy concretas y particulares.

    Así que como en otros tantos casos, la sospecha está en quien se niega sistemàticamente durante décadas a permitir “luz y taquígrafos”. Ocurrre algo parecido a esos casos en que algún famoso niega ser padre de algún niño, pero se niega a hacer análisis de DNA que permitirían saber quien tiene razón.

    En este tema deberían estar juntos todos los demócratas, dejando aparte la “mugre ideológica”.

    Por poner un ejemplo. Las denuncias de torturas a los mossos cayeron en picado hasta casi desaparecer en cuanto se introdujeron camaras.

    Podemos discutir sobre si los mossos han dejado de torturar o si los detenidos han dejado de presentar falsas denuncias, pero lo evidente es que la transparencia y el control elimina esta lacra.

    De hecho,no hubiera hecho falta ni siquiera hacer públicas las filmaciones. Las podría guardar la policia durante el plazo que exista para presentar denuncias de tortura y entregarlas únicamente al juez investigador.

    En resumen, en este tema es facilisimo saber quien intenta buscar la verdad y quien esconde la verdad. Y no tiene nada que ver con la ideologia.

  11. El llop de CAN PIXA - Domingo, 13 de mayo de 2012 a las 01:34

    U diuen a Espanya ojito que ja bufa el vent

    http://www.cronica.cat/noticia/El_2….ndependent

  12. José Ruiz - Domingo, 13 de mayo de 2012 a las 02:38

    Felicidades al autor y director de LVB.

    Lo que deduzco de este excelente trabajo, es que demuestra el complejo que tanto izquierda como derecha, tiene ante los “nacionalistas”.
    Los gobiernos de derecha e izquierda, indultándolos para que sean buenos chicos.

  13. José Ruiz - Domingo, 13 de mayo de 2012 a las 02:47

    Erasmus.

    ¡Por favor, deja de repetirte y repetir las misma cosas!
    Eres libre de pensar como gustes y optimista en creer los que parece que crees.
    Para mí el PP, es desde su fundación, con el paréntesis de Vidal-Quadras, por lo que se lo cargaron, un partido entregado a CiU.
    Y en la actualidad, con Alicia del País del Oasis. diciendo una coas y votando siempre a favor de CiU.
    Tal vez por ello, fichó a su portavoz, que si no estoy equivocado, fue miembro destacado de Unió.
    Y por lo que dice y por el mismo logo del “refundado”, una vez más PPC, no ha cambiado el portavoz, sino el propio partido asumiendo de hecho, los postulados nacionalistas.

  14. Cierzo - Domingo, 13 de mayo de 2012 a las 10:09

    Gente que escribe esto, ya no es “El charnego agradecido” tipo Candel, descrito en:

    “Los otros catalanes”(1964) y “los otros catalanes 20 años después”(1984)

    http://es.wikipedia.org/wiki/Francisco_Candel

    http://elpais.com/diario/2007/11/24....50215.html

    Es más bien gente a la que le han puesto el chip separatista en su cuerpo de ciudadano español no catalán, en su genética. Ver:

    http://catalunyaaccio.cat/documenta....riguez.htm

    Para comprender el verdadero sentido de travestismo genético, sentimental y político (a veces hipócrita) por la compra de las subvenciones separatistas-catalanistas, ver

    “La raza catalana” de Francisco Caja

    El NUCLEO DOCTRINAL DEL CATALANISMO

    http://www.mislibrospreferidos.com/leer.php?id=804

    Cierzo

  15. rutger blumm - Lunes, 14 de mayo de 2012 a las 15:59

    Mariachi loco.

    las denuncias a los mosos no solo no han desaparecido sino que han aumentado, ya que las torturas no las efectuan en los calabozos, donde en algun cuartel hay camaras, sino que las efectuan en plena calle, por ejemplo desalojando a los del 15M disfrazados de manifestantes, que todavia es mas grave, y por favor no mezcles los temas, mezclas iraq, guardia civil del franquismo. Cosas que no tienen nada que ver. Iraq guerra injustificada y represalias contra todo un pueblo en nombre de la libertad. Guardia Civil de franco, estado totalitario, donde que quieres que te diga lo que menos me preocupa eran las torturas, ya que habia juicios con penas de muerte hasta por hablar mal del regimen¡¡¡ osea que el que era torturado y salio vivo ya podia darse por muy afortunado. Y esto lo comparas con Garzon? Un hombre que todo y sus claroscuros ha puesto en jaque a Pinochet, Videla,etc… y sus secuaces como a Margaret Thatcher? entre otros. Creo que tu, que no quieres mezclar ideologias con esto las has mezclado y despues las has tamizado, lo que me da una idea de tu idelogia.

    Respecto a las torturas, mira que quieres que te diga, no quiero que torturen a nadie pero en estos casos, casos de terroristas, creo que es una manera de poner en duda el sistema policial, como ponen en duda muchos otros con sus declaraciones. De todas maneras tendrian que estar orgullosos lo que la gente puede llegar a conseguir sin violencia. ya que ellos aun siendo indeseables y no predicar con el ejemplo, pueden denunciar¡¡¡¡ sus victimas creo que deberian tener el mismo derecho de defensa que los que ellos les deniegan.

    Y no no entraras en debate con los que defienden la lacra de la tortura, ya que yo no la defiendo, lo que yo no querria es entrar en debate con los que defienden la violencia, mas que nada por mi seguridad y la de mi pais.

  16. rutger blumm - Lunes, 14 de mayo de 2012 a las 18:23

    Respecto a la tortura no puede producirse nunca, no SOLAMENTE CUANDO…. nunca, pero esto no quiere decir que para defender a los violentos haya que atacar a jueces, estado de derecho etc…. ya que aunque los defensores de los violentos no lo acepten, el fin nunca justifica los medios.

  17. mariachi loco - Lunes, 14 de mayo de 2012 a las 21:16

    rutger blumm

    Hay temas que son muy fàciles. Cuanto más se mezclan y lían, menos se entienden.

    Yo diría que tú si que mezclas cosas que no tiene nada que ver. El concepto de tortura és bastante simple y universal. La versión corta és que las autoridades ejercen un fuerte sufrimiento contra los presos para obtener información i/o castigarlos.

    La versión larga és «las acciones cometidas por funcionarios o autoridades, o al consentimiento explícito o implícito por parte de las mismas para que terceros las ejecuten, con el objetivo de obtener una confesión o información de una persona, así como el castigo físico o psíquico que suponga sufrimiento y suprima o disminuya las facultades del torturado o de cualquier manera afecten a su integridad moral». La tortura es un crimen contra los derechos humanos y por eso los criminales que la ejercen lo hacen siempre a escondidas y sin testigos.

    Por eso no tiene sentido diferenciar entre “torturas hechas en dictadura” y “torturas hechas en democracia”. Ni son torturas los porrazos que los antidisturbios sádicos propinan a los manifestantes.

    Los argumentos del “no me gusta que torturen a nadie, pero…” me recuerdan mucho al “yo no soy racista, pero…”. De hecho, y como ya he comentado y nadie me ha rebatido, dado que la tortura exige clandestinidad, quienes han puesto en duda el sistema policial han sido los gobiernos que se han empeñado en permitir las condiciones necesarias para la tortura.

    No nos vamos a poner de acuerdo en si la policía espanyola torturaba en el año 1992, pero supongo que aceptarás que el estado espanyol se empeñaba en mantener TODAS LAS CONDICIONES NECESARIAS, para que si se torturba, las torturas quedaran impunes.

    Dudo que puedas negar que mantener a una persona aislada durante 10 dias sin acceso a medicos, abogados o la familia, aunque sea con un policía al lado,sin ningún tipo de càmara, sin que nadie pueda mirar por una mirilla que todo va bien es una manera de dañar la crdibilidad de la policía.

    En otras palabras, creo que tú mismo te hubieras muerto de miedo si, por un error, te hubieran confundido con un terrorista y te llevaran a esas mazmorras. Otra cosa es que mires para otro lado si detestas al torturado.

Suscripción RSS a los comentarios de esta entrada.