Autonómicas 2012

El PP catalán propone una financiación ‘singular’ para la Generalidad que limite la ‘solidaridad’ interterritorial

El programa electoral de los ‘populares’ para el 25N se centra en la lucha contra la crisis y contra el proyecto secesionista impulsado por CiU. El PP catalán propone un nuevo modelo de financiación para la Generalidad dentro de la LOFCA, pero que cumpla el principio de ordinalidad fiscal, pese a que sistemas federales de referencia, como el de Estados Unidos, no lo aplican.

Redacción
Sábado, 10 de noviembre de 2012 | 10:24

La presidenta del PP catalán y senadora, Alicia Sánchez-Camacho, el pasado domingo, durante la presentación del programa electoral de su partido de cara a las elecciones autonómicas del 25 de noviembre (foto: PP catalán).

La lucha contra la crisis y contra la deriva secesionista puesta en marcha por el presidente en funciones de la Generalidad, Artur Mas, son los dos ejes principales sobre los que gira el programa electoral con el que el PP catalán se presenta a la cita del 25 de noviembre, y que lleva por título el lema de la campaña de los populares: ‘Catalunya sí, España también’.

El documento, de 20 páginas (frente a las 137 que tenía el programa de las autonómicas de 2010), considera el momento actual como ‘una oportunidad histórica’ para ‘decir alto y claro, que queremos seguir conviviendo con el resto de España, que apostamos por seguir siendo parte de la Unión Europea y que lo más importante es, hoy, trabajar y dedicar todos nuestros esfuerzos a salir de la crisis’.

En total, seis apartados agrupan los 100 puntos del programa electoral popular: salir de la crisis económica, ‘nuestra prioridad’; regeneración democrática; una administración más eficaz y menos costosa; una sociedad abierta y con dos lenguas; un modelo de seguridad más eficaz y eficiente; y una sociedad más justa.

Cumplimiento del principio de ordinalidad

En el ámbito económico, destaca la propuesta para ‘conseguir un nuevo sistema de financiación singular para Cataluña, que responda al objetivo de resolver el problema sistemático de insuficiencia financiera de la Generalidad para atender a sus competencias’.

‘Esto lo haremos mediante el incremento de los impuestos cedidos y de la participación en la cesta de impuestos, en el marco de un modelo propio con capacidad normativa, dentro del régimen común de la LOFCA. Este modelo permitará, mediante el establecimiento de fórmulas de colaboración entre la Agencia Tributaria de Cataluña y la Agencia Estatal de la Administración Tributaria, la gestión, recaudación, liquidación e inspección de la totalidad de los impuestos propios, cedidos y transferidos’, añade.

Y plantea asegurar que ese nuevo modelo de financiación autonómica ‘respeta el principio de ordinalidad, el cual garantiza el mantenimiento de la posición catalana respecto a su propia renta per cápita, para que no se altere la posición relativa de Cataluña respecto del resto de CCAA después de aplicar el mecanismo de nivelación’. Todo ello pese a que sistemas federales de referencia, como el de Estados Unidos, no aplican el principio de ordinalidad fiscal.

Por último, proponen que ‘el principio de solidaridad’ interterritorial ‘ha de ser finalista, para no perjudicar la capacidad de crecer y de competir de la economía catalana’, lo que significa una limitación a las transferencias fiscales entre CCAA.

Equilibrio, estabilidad y austeridad de las cuentas públicas

El PP catalán defiende aplicar los recursos adicionales que genere el nuevo modelo de financiación a sufragar políticas básicas del Estado del bienestar, a políticas de fomento del crecimiento económico o de creación de empleo, y a limitar el déficit y reducir el endeudamiento de la Generalidad. Equilibrio, estabilidad y austeridad es su propuesta para las cuentas autonómicas.

En el ámbito del sector privado, plantean agilizar los procesos de creación de empresas y facilitar la financiación con una ley de emprendedores, del trabajo autónomo y del autoempleo, así como implementar medidas de apoyo a las iniciativas emprendedoras. Planes de mejora del Servicio de Empleo de Cataluña y de reindustrialización completan este apartado.

También destaca su apuesta por potenciar la cultura científica, incrementando recursos destinados a estimular la I+D+i, y el fomento de la exportación, elaborando planes de apoyo a la internacionalización de las pymes.

Priorizar el corredor ferroviario mediterráneo

En el terreno de las infraestructuras, destaca la priorización del corredor ferroviario mediterráneo; los accesos viarios a los puertos de Barcelona y Tarragona; las obras de mejora de la N-II en la provincia de Gerona; la N-340; la variante de Vallirana, y la A-27 en Tarragona. Otros proyectos preferentes son el del metro del Vallés; la línea 9 del metro de Barcelona, y las conexiones ferroviarias aeroportuarias.

Facilitar el acceso a la vivienda; mejorar el sistema de bonificaciones de los peajes de la Generalidad; favorecer la inserción laboral de los universitarios; desarrollar ‘un modelo turístico propio familiar y cultural’ complementario al de sol y playa; potenciar el comercio de proximidad; elaborar planes específicos de seguridad contra los robos en los comercios; y reforzar el apoyo a los ayuntamientos para evitar la venta ambulante ilegal, son otras de las propuestas recogidas en el programa electoral.

Reforma y reducción de la Administración autonómica

Desde el PP catalán, plantean una reforma de la Administración autonómica mediante la aprobación de una Ley Electoral, una Ley de Transparencia y Buen Gobierno, y una Ley de Publicidad Institucional. Así como la descentralización de competencias de la Generalidad hacia los ayuntamientos.

Entre los puntos más relevantes se encuentra la propuesta de supresión de la tasa turística; la reducción en un 20% del número de escaños en el Parlamento autonómico (pasando de 135 a 108); la eliminación de 782 consejeros comarcales, del 20% de los cargos de confianza del Gobierno autonómico, y, ‘de manera sustancial’, del gasto de las oficinas de los ex presidentes de la Generalidad; la supresión de las empresas y entidades públicas que ‘no justifican la rentabilidad social de los servicios que prestan’;

También destaca la propuesta para reducir la dimensión de los medios de comunicación públicos. ‘Exigiremos que garanticen la pluralidad y nos opondremos al establecimiento de un nuevo impuesto o tasa para su financiación’, puntualizan.

‘Eliminaremos las delegaciones en el exterior de Londres, París, Berlín y Nueva York; acordaremos con el Ministerio de Asuntos Exteriores que se puedan prestar estos servicios desde las embajadas y consulados españoles. Suprimiremos la Casa de la Generalidad en Perpiñán y evaluaremos la continuidad de las Oficinas en el exterior del Instituto Ramon Llull’, recoge otro de los puntos.

Apuesta por un ‘bilingüismo integrador’

En el ámbito lingüístico, el PP catalán defiende ‘una nueva Ley de Política Lingüística que contemple la realidad bilingüe de Cataluña, promocione el uso del catalán en positivo y fomente un bilingüismo integrador’.

Y añade:

‘Garantizaremos a todos los catalanes su derecho a ser atendidos por las Administraciones públicas en la lengua oficial que prefieran. Suprimiremos las cuotas lingüísticas y las sanciones que se prevén en la legislación vigente sobre la exhibición de películas en los cines y en el ámbito de los medios de comunicación. Así como las sanciones lingüísticas previstas en el ámbito de consumo. No daremos subvenciones que tengan por finalidad la llamada “construcción nacional” o para actividades de fomento del nacionalismo fuera de Cataluña y revisaremos que el nivel lingüístico que se ha de acreditar para el acceso a la función pública se determine en función de las necesidades de atención al ciudadano de cada puesto de trabajo’.

En este sentido, el programa se compromete a ‘adecuar las leyes del Parlamento [autonómico] de Cataluña a las sentencias judiciales y garantizar su cumplimiento’. ‘Impulsaremos en la escuela catalana la enseñanza trilingüe, introduciendo progresivamente el inglés como lengua vehicular, conjuntamente con el catalán y el castellano’, señala la única referencia, sin citarla, a la inmersión lingüística escolar obligatoria exclusivamente en catalán que se aplica en los colegios públicos de Cataluña, en contra de lo establecido por los tribunales.

Seguridad, educación y sanidad

En relación a la seguridad, el PP catalán apuesta por coordinar los cuerpos policiales nacionales, autonómico y locales; por regular ‘la utilización del espacio público dando más instrumentos a la policía y los ayuntamientos para actuar de forma contundente contra las personas incívicas’; y por ampliar en 1.400 efectivos el número de agentes de los Mossos d’Esquadra hasta alcanzar una plantilla de 18.300 efectivos.

En educación, pretenden establecer por ley ‘el reconocimiento de los profesores como autoridad pública, para reforzar su autoridad en el aula y para aumentar el reconocimiento social de su tarea educativa’, y subrayan la importancia de la lucha contra el fracaso escolar.

En sanidad, además de propugnar la derogación del ‘euro por receta’, prometen reactivar la comisión de investigación parlamentaria ‘para esclarecer las presuntas irregularidades en la contratación y gestión de determinados consorcios sanitarios y del Instituto Catalán de la Salud con empresas del sector privado’.

‘Trabajaremos para evitar la utilización abusiva y fraudulenta de nuestro sistema de salud por parte de personas extranjeras que practican turismo sanitario y otros abusos’, reza uno de los puntos.

Priorizar la inmigración de países hispanoamericanos

En el ámbito de la inmigración, proponen ‘priorizar, en la definición y delimitación de los contingentes, la que proviene de países hispanoamericanos’. Así como impulsar la integración de los inmigrantes ‘fomentando el conocimiento del catalán y del castellano, de nuestras instituciones y de los principios y valores de la Constitución y del Estatuto’.

‘Incrementaremos los controles para detectar y prevenir los guetos, los hacinamientos en los pisos patera y priorizaremos las expulsiones de aquellos extranjeros que hayan cometido delitos o tengan acumulación de faltas. Estableceremos como requisito para acceder a determinadas ayudas sociales, a excepción de los servicios básicos, la residencia de larga duración’, añaden.

El establecimiento de planes de apoyo a las familias, especialmente las numerosas; la implementación de políticas de apoyo a la igualdad entre hombres y mujeres; el impulso de planes contra la pobreza infantil; le reforma del modelo de Renta Mínima de Inserción para hacerlo sostenible; y la puesta en marcha de programas de atención a las personas mayores, completan el programa electoral.

Temas: , ,

107 Comments en “El PP catalán propone una financiación ‘singular’ para la Generalidad que limite la ‘solidaridad’ interterritorial”

NOTA: Sean respetuosos con sus comentarios. Se borrarán los comentarios cuyo contenido o enlaces puedan ser considerados difamatorios, vejatorios o insultantes. Recuerden siempre que las formas importan y que hay muchas formas de decir lo mismo. Gracias por participar.
  1. MYSELF - Lunes, 12 de noviembre de 2012 a las 17:48

    Podeis adornar a UPyD, C’s, Foro Asturias, etc con lo querais: lacitos, estrellitas,…… pero dentro del paquetito solo hay mercancía rancia y casposa.
    Más bien creo, son partido de la “senorita pepis”.
    Todos los lideres con el ego por las nubes, y encantados de haberse conocido: Rosa Díez, Cascos, Manuel Rivera. Encima han montado su propio partido, y nada, a vivir del Estado que tanto critican.
    Como decimos por aquí, “han montado su propio negociete”, así no dependen de ningún partido, y cómo además, no van a gobernar nunca, no van a sufrir ningún desgaste.
    Listos, hay que reconocer que los son.

  2. Juan Pérez - Lunes, 12 de noviembre de 2012 a las 20:58

    Recuerdo, porque es un dato “contable” que el gran agujero de la financiación autonómica se produjo cuando se generó un desfase entre lo que se ingresaba y la población creciente a la que hubo que atender en la época del boom de la inmigración, sobre todo en sanidad y educación, como parece obvio. Algo parecido le sucedió a Andalucía, que no se “jartaba” de denunciar ese desfase entre ingresos y población. Las consecuencias las vemos ahora. Todo ello, sin contar con lo mucho que se ha despilfarrado alegremente, por supuesto y que merece todas las condenas.
    Así pues, lo obvio es que el esfuerzo de generación de riqueza no puede “castigarse” porque de ello dependan los votos de quienes aspiran a gobernar el Estado. La justicia distributiva exige que las inversiones se repartan equitativamente, pero no es de recibo que los que más aportan sean los que menos reciben, en términos generales. De ahí el agravio fundamental. Y ello no mirándolo desde el punto de vista del “territorio”, que es la mirada nacionalista, sino desde el del ciudadano que ve cómo unos compatriotas de unas autonomías tienen unos beneficios y unjas ventajas que nosotros no tenemos. Decir que todo depende de la corrupción catalana es tan simplista como decir que “Madrid nos roba”. Hay que sentarse y negociar. Y, sin desfavorecer a los más necesitados, a contribuir a la generación de más riqueza que acabe revirtiendo en el procomún.

  3. Lehman Sisters - Lunes, 12 de noviembre de 2012 a las 22:20

    Es el PPC un partido medio-separatista ?

  4. edu - Lunes, 12 de noviembre de 2012 a las 22:56

    la historia de españa es discutida y discutible .
    No hay que darle más vueltas

  5. anto33 - Martes, 13 de noviembre de 2012 a las 05:06

    Menuda hipocresía.A ésta no la aguanto.

  6. anto33 - Martes, 13 de noviembre de 2012 a las 05:25

    ROC y robertg,sois unos manipuladores.

  7. simarro - Miércoles, 14 de noviembre de 2012 a las 20:28

    Viven de mis impuestos, y del PGE.
    1º, fue Rajoy quien nos incitó a los Liberales que nos fuéramos del PP, y ahora es Sánchez Camacho la que por la boca muere el Pez.
    Gracias a sus “pactos” con CIU, Albert Rivera tiene asegurado mi voto y el de mi familia.
    Andevant Rivera, fotal´is canya!

Suscripción RSS a los comentarios de esta entrada.